La Conciencia Moral

23 mayo, 2010

“En lo más profundo de su conciencia el hombre descubre una ley que él no se da a sí mismo,    si no a la que debe obedecer y cuya voz resuena, cuando es necesario, en los oídos de corazón, llamándole siempre a amar y hacer el bien y a evitar el mal… El hombre tiene una ley inscrita por Dios en su corazón… La conciencia es el núcleo más secreto y el sagrario del hombre, en el que está solo con Dios, cuya voz resuena en lo más intimo de ella”.

la educación de la conciencia es una tarea de toda la vida.  Desde los primeros años despierta al niño al conocimiento y la práctica de la ley interior reconocida por la conciencia moral. Una educación prudente enseña la virtud; preserva o sana del miedo, del egoísmo y del orgullo, de los insanos sentimientos de culpabilidad y de los movimientos de complacencia, nacidos de la debilidad y de las faltas humanas. La Educación de la Conciencia garantiza la libertad y engendra la paz del corazón.

Yo me pregunto   ¿Que conciencia moral tienen las mujeres , que son madres tiene hijos, y aún así se prestan para ir de TESTIGOS  FALSOS A UNA AUDIENCIA, y causan mucho daño a personas que ni ellas mismas conocen y Juran por Dios ante un Juez, que van a decir la verdad cuando es mentira ?, ¿Que clase de Conciencia tienen o más bien la tendrán?

LA MENTIRA.

la Mentira es hija de Satanás, pues él es el padre de la mentira en todas sus acepciones. La mentira es el polo opuesto de la Verdad.  La Verdad es la luz, la Mentira es la obscuridad, el hielo  la muerte de la gracia, diré; Porque existen espíritus que están totalmente envueltos en la Doblez, Falsedad, Mentira, y a éstos me refiero.

No quiero decir que una mentira mate al alma privándola de la gracia, pues se necesitaría que concurrieran otras circunstancias:  digo que el espíritu de mentira priva al alma de la gracia santificante, y en este sentido hablaba de la muerte, si podemos decir así, de la gracia.  Odio a la mentira, por descender directamente de Satanás y ser  la enemiga de la Verdad tan pura, limpia y sin mancha.
Yo soy amigo de la claridad y de la Pureza; y la Mentira se envuelve siempre en las tinieblas de una obscuridad que pugna totalmente con mi Ser:  que es todo luz y limpieza sin mancha alguna Esta Mentira es mil veces el instrumento vil del Egoísmo, de la Ruindad, de la Avaricia, Soberbia, Envidia y de otros miserables y nefandos, vicios y defectos.  Su misión, en el campo de Satanás

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *